BANNER

miércoles, 22 de enero de 2014

SEÑALES SI SU HIJO ES UN ADICTO AL INTERNET

Más de 350.000 jóvenes de 14 a 17 años presenta alguna conducta adictiva en la Red



ADICTOS AL INTERNET
A las consultas de psiquiatras y psicólogos comienzan a llegar adolescentes con una nueva adicción: internet. Tras varios meses recluidos en su habitación, sin hablar con la familia, sin relacionarse con los amigos, incluso descuidando su higiene, horas de sueño y alimentación, muchos chicos tienen que curarse con un largo tratamiento. En España, más de 350.000 jóvenes de 14 a 17 años presenta alguna conducta adictiva a internet, según un estudio del Centro de Seguridad de Internet Protégeles.

Para poder actuar cuanto antes, la psicóloga de la Fundación Proforpa Isabel Menéndez Benavente, en su trabajo «Las nuevas adicciones infantiles», ofrece a los padres los doce síntomas que les pueden alertar sobre si su hijo es adicto o no a la Red. Si presenta tres o más de ellos es necesario actuar. Los profesionales les pueden ayudar antes de que la adicción se descontrole:

1. Siente gran satisfacción y euforia cuando está frente a la computadoras o la consola.

2. Piensa en internet o los videojuegos cuando está haciendo otras cosas.

3. Miente sobre el tiempo real que pasa conectado a la red o a un videojuego.

4. Descuida la vida de relación, especialmente con la familia, el estudio, los amigos...

5. Está inquieto o angustiado cuando no está conectado a un chat.

6. Intenta cortar con la computadora sin conseguirlo.

7. Duerme menos: navega y chatea más durante la noche.

8. Extrema irritabilidad cuando se le interrumpe o se le niega el acceso.

9. Abandona las obligaciones y aficiones. Casi no sale los fines de semana, se queda en la computadora.

10. Reproches debidos al uso de la Red, sobre todo por parte de familiares y amigos.

11. Descuida su propia salud, no come o no cena.

12. En casos extremos: alteraciones físicas causadas por las horas que está delante de la pantalla: ojos secos o lagrimeo, dolores de cabeza, de espalda, de muñeca...

No hay comentarios:

Publicar un comentario